QUIENES SOMOS??? Somos un grupo de amigas.... amigas del colegio...amigas del instituto, que despues de 20 largos años sin verse vuelven a reencontrarse y a retomar esa amistad de la juventud.... La vida de cada una de nosotras fue tomando en la mayoría de los casos, un camino que no era el que habíamos soñado en nuestra adolescencia. Ahora, a punto de cumplir los 40, pretendemos comenzar esta segunda parte de nuestra vida de la mejor forma posible...manteniendo esa "locura" de la juventud, pero con la ventaja de la experiencia adquirida. Muchas de nosotras, ya hemos sufrido bastante, por eso llegó la hora de afrontar la vida de la única manera posible: viendo sólo su lado positivo. Si tu piensas como nosotras....puedes unirte a este club.

COMPAÑEROS DEL CAMINO

29 ago. 2011

42.- PERLAS Y DIAMANTES.


" La pared quedó iluminada y me encontré frente a frente con un mural lleno de fotos polaroid.
Las instantáneas estaban agrupadas de doce en doce... Estaban separadas por años...
Creo que conté que debía de haber casi cuarenta años seguidos en aquella pared...
Las fotos eran primeros planos de hombres y mujeres en diferentes lugares y realizando actividades cotidianas... Tomaban café, fumaban, reían.. [...]
—¿Quiénes son? —pregunté.
—Mis perlas. —Sonrió—. Cada año de mi vida he buscado doce perlas. Doce personas que no conociera pero que se me aparecieran y marcaran mi mundo de tal manera que mi yo virara.

—¿Mi yo virara? —repetí.
—El Sr. Martín fue una perla de tu vida. —Me lo ejemplificó y yo se lo agradecí—. Fue una joya que el mundo te dio y, aunque han pasado los años, aún la conservas... Eso confirma qué gran perla fue, pues el tiempo no le ha quitada nada de su brillo ni de su intensidad.
Miré detenidamente aquel mural.
No podría deciros qué predominaba. Las perlas eran de todos los colores, sexos y edades. Me gustaba contemplarlas...
No sé si estuve diez o doce minutos en silencio absoluto admirando aquel collar...Aquel collar de perlas...
Había algo en esos rostros, en esas miradas, que desprendía energía. Sonreí.
—Hay energía en ellos, ¿verdad?
Él también sonrió.
—Mucha. Tres de ellos son más que perlas... Son esas energías especiales de las que te hablé en el barco, esas que has de encontrar... Almas que se funden con la tuya propia.
—¿De verdad? —Estaba entusiasmado con esa definición.
 Él continuó hablando:
—Con el tiempo, algunas perlas pasan a ser diamantes. Cada ochenta o noventa perlas aparece un diamante... Un diamante, para que me entiendas, es una de esas personas que se hace tan básica y tan importante en tu vida que parece creada únicamente para ti...
Le entendía, pero creo que mi cara indicaba lo contrario. Él continuaba dándome ejemplos.
—Esos diamantes son como tus desparramados.
—¿Desparramados...? —Mi interés iba in crecendo.
—Sí, tengo la teoría de que nos desparraman.
—¿A quiénes?
—A cada uno de nosotros y a cuatro personas más... Te desparraman en el mundo para que con el tiempo vayas encontrando a los otros cuatro. Ése es uno de los sentidos de la vida; encontrar desparramados, y por eso hay señales, para que no te confundas.
—¿Y cómo son esas señales? —pregunté.
—Algo que los une, puede ser algo sumamente sencillo...
—¿Qué ocurre cuando conoces a los cuatro diamantes?
Se tomó su tiempo. Demasiado para mi gusto, pues deseaba tanto conocer la respuesta que no podía esperar.
—No lo sé... Pero estoy seguro de que pasa algo.
Noté que me mentía, pero no me atreví a preguntar de nuevo.
En todas las fotos salía retratada una mujer, excepto en dos. La que yo le hice y la que él me realizó.
La mujer le miraba. Él aparecía de escorzo junto a ella.
George observó esas fotografías con un rostro tan repleto de nostalgia que nunca lo he olvidado; ninguna otra expresión de recuerdo extremo se ha asemejado jamás a ésa.
—¿Es una perla? —indagué.
—Un diamante en bruto. —Sonrió—. Se fue hace años. Aún no había tenido valor de ver estas fotos."


          Este fragmento lo he extraído de un libro que me he leído este verano. Su autor es Albert Espinosa y se titula "Si tu me dices ven lo dejo todo, pero dime ven".
          El libro es cortito y fácil de leer, y trata sobre todo de las relaciones inter personales, de cualquier índole, y de cómo conocer a determinadas personas puede marcarnos para toda la vida. Tan curioso título encierra "joyas" como esta que os he dejado.

TRAILER DEL LIBRO
           Yo nunca me había planteado catalogar a las personas que conocemos a lo largo de nuestra vida de esta manera, pero me ha parecido una forma preciosa de hacerlo, perlas.... diamantes... desparramados... claro que para dar con esas perlas y esos diamantes hay que escarvar bien entre mucha morralla, pero al parecer el esfuerzo merece la pena.
          Y vosotros??? teneis perlas en vuestra vida??? y diamantes????

21 ago. 2011

41.- DICEN QUE LA DISTANCIA ES EL OLVIDO....PERO YO NO CONCIBO ESA RAZÓN...

        
          Así comienza un conocidísimo bolero...¿lo recordais? Imagino que sí...pero no estoy totalmente de acuerdo con ella, al menos con la primera parte de la frase, yo soy de las que no concibe esa razón...
          A lo largo de nuestra vida vivimos diferentes separaciones de distintas personas, a unas, nunca jamás las olvidaremos, y a otras puede que sí lo hagamos, pero creo que no es la distancia la que determine esa circunstancia sino si ambas partes están interesadas en mantener ese lazo.
          Por el contrario creo que en muchas ocasiones, la distancia propicia una unión mucho mayor, fomenta un crecimiento personal, un mayor acercamiento, porque la distancia te hace valorar las cosas más importantes, lo esencial.
          Si de algo estoy convencida es de que si las relaciones se cuidan, con pequeños gestos, podemos hacernos presentes en la vida de la otra persona, si permanecemos ahí, a pesar de los kilómetros, si dentro de tí ese alguien está presente, si no renunciamos a él… estoy convencida, porque lo sé, que la distancia no hará el olvido. Cuando alguien aparece en tu vida, y toca tu corazón, por mucha distancia que haya, nunca triunfará el olvido.

         Porque al fin y al cabo, para que haya olvido, no tiene que haber necesariamente distancia…¡qué desconocidos pueden llegar a ser dos personas que se sientan juntas todos los días! o dos que creyendo ser uno, no llegan ni a la mitad…
          Cerca y lejos......ambos términos son sencillos de describir físicamente. Las distancias materiales son medibles. Cuando hablamos de cercanía o cuando hablamos de lejanía, nos tomamos a nosotros mismos como referencia, nuestro espacio, nuestro cuerpo,…pero es la experiencia la que nos revela la complejidad que encierran palabras tan comunes, sobre todo cuando se refieren a distancias entre un tú y un yo, entre nosotros y vosotros, entre el Norte y el Sur y sus gentes,… más allá del aquí o el allí. Inevitablemente encuentro contradicciones entre las definiciones del diccionario y el día a día de las relaciones.
         Esto me lleva a pensar que no está lejos lo que no está al alcance de la mano, sino lo que no está al alcance de la voluntad, del deseo. Podemos sentirnos lejos de nosotros mismos... podemos sentirnos lejos de los demás, aunque nos rocemos....


          Entiendo lejanía como indiferencia, frialdad, negación…
          Me aleja la desconfianza…me acerca el cariño...
         Bendita cercanía de esas letras de esas frases...de esa vida entregada en crónicas, del recuerdo en la distancia, y del deseo de encontrarse. Bendita contradicción…


Os dejo el vídeo del famoso bolero, que en realidad se titula "La Barca" versionado por Simone.

14 ago. 2011

40.- ES TIEMPO DE ESTRELLAS FUGACES, ES TIEMPO DE PEDIR DESEOS.


       Como cada año, a estas alturas del calendario, todo el Hemisferio Norte de la Tierra, se encuentra disfrutando de uno de los fenómenos celestiales más impresionantes del año: la lluvia de meteoros, llamadas Perseidas, observadas desde hace más de 2000 años atrás. Dichos meteoros no son más que diminutos fragmentos del cometa 109P/Swift-Tuttle, que al chocar con la atmósfera producen un destello apreciable a simple vista.
       Normalmente las lluvias de estrellas se bautizan con el nombre de la constelación desde la cual parecen provenir los meteoros, lo que científicamente se denomina punto radiante. En este caso el radiante se localiza en la constelación de Perseo, de ahí que se las llame Perseidas, aunque aquí en España, al coincidir este período con el día de San Lorenzo (10 de Agosto), se las conoce también como las Lágrimas de San Lorenzo, refiriéndose a las lágrimas derramadas por este santo mientras que era quemado en la hoguera.
          Perseo se ubica junto a la constelación de Andrómeda. La historia de amor entre ambos personajes mitológicos hace que las Perseidas adquieran un cierto tinte de romanticismo. Aunque ubicados en constelaciones diferentes, los griegos relacionaron a Perseo, hijo de Zeus, con Andrómeda, princesa de Etiopía. Cuenta la mitología que para expiar un crimen de su madre, Andrómeda fue ofrecida en sacrificio a un temible monstruo marino. Encadenada a una roca a orillas del mar, la princesa esperaba su destino cuando Perseo acudió en su rescate y acabó con el animal, para después reclamar a Andrómeda como esposa.


          Después de la explicación científica, dejadme ahora que me ponga un poco esotérica y sobrenatural, y os invite a buscar un lugar adecuado para ver esta lluvia de estrellas, y os preparéis para pedir deseos, al fin y al cabo no somos más que química, electricidad y energía, nos encantan las casualidades y los sueños.

         
La magia es el amigo permanente de aquellos que se atreven a vivir con ilusión cada momento, nunca hemos de perder la ilusión aunque la realidad no sea la que vemos, soñar con cumplir un deseo nos alimenta la esperanza.


         
          Aquí y ahora, veo una estrella que parece querer huir de sus hermanas y que va cayendo sin avisar a nadie. Es a esta estrella a la que quiero pedir un deseo. Un deseo que espero se cumpla en algún momento, lentamente y sin complicaciones.
          ¿Que cual es mi deseo?, creo que será mejor dejarlo en secreto y seguir adelante para ver como se cumple. Cuando se pide algo con el alma, algo que se desea más que nada en el mundo, y que no perjudique a nadie, se hace realidad. Si es para bien, se cumple, y sino por alguna razón será, quizás porque en algún lugar de este mundo hay otra cosa mejor esperando por nosotros.
          No es iluso esperar un deseo, es hermoso poder confiar, soñar, ilusionarse, porque es CREER.



Os dejo un vídeo precioso al respecto, espero que os guste.

"Como una estrella fugaz eres TU,
porque apareces y te escondes...
porque aunque desaparezcas,
permaneces siempre en mi..."

11 ago. 2011

39.- OTRO PREMIO


          Aquí os dejo este bonito premio. A mí me lo ha pasado una personita muy especial, que seguro que ya conocéis, ella es SIMPLEMENTEYO, y su casa, por la que os recomiendo que os paséis se llama "¿NACISTE EN LOS AÑOS 60?" y continuéis la cadena que ella ha iniciado y que nos una a todos completando la frase que propone: EL PLACER DE LA AMISTAD...
           Muchas gracias, amiga, muchas gracias, me hace mucha ilusión, no sé como voy a agradecertelo, siempre te acuerdas de mi....
           Yo quiero compartirlo con  todos vosotros, con todo el que se lo quiera llevar, es vuestro!!!! porque como dice el premio, vuestro corazón, es mi mejor premio, pero sobre todo vuestro tiempo, el que dedicáis a pararos a leer  y a comentar en esta humilde casa, es lo más grande que se puede tener. Gracias a todos, amigos.

7 ago. 2011

38.- ESPERARÉ.

   
     Esperar es una prueba, ayuda a madurar y a comprender que lo que esperas, puede hacerse realidad.
     Esperar es una fuerza, saber que el tiempo ha de pasar, entendiendo que las cosas, vienen cuando han de llegar.
     Esperar es mirar el mundo, percibir que todo tiene un ritmo, es fortalecer el alma y no perderse en el abismo.
     Esperar, es no perder lo encontrado, ahí está, pero no hay de poseerlo, hasta que el tiempo indique lo contrario.
     Esperar, es saber que lo que deseas, es más fuerte que el impulso cotidiano, descubrir la importancia de lo deseado, y la calma, que te lleva a disfrutarlo.
     Esperar es segura complacencia, es saber que cuando llegue lo esperado, disfrutarás la alegría de aquella espera, y vivirás a plenitud con lo logrado.


          Os dejo la letra y el vídeo de una canción que lleva el mismo título, la canta Sole, de "Presuntos Implicados" y es una auténtica maravilla de canción.


Esperare
a que sientas lo mismo que yo,
a que a la luna la mires del mismo color.
Esperare
que adivines mis versos de amor,
a que en mis brazos encuentres calor.
Esperare
a que vayas por donde yo voy,
a que tu alma me des como yo te la doy.
Esperare
a que aprendas de noche a soñar,
a que de pronto me quieras besar.
Esperare
que las manos me quieras tomar,
que en tu recuerdo me quieras por siempre llevar

que mi presencia sea el mundo que quieras sentir,
que un día no puedas sin mi amor vivir.
Esperare
a que sientas nostalgia por mi,
a que me pidas que no me separe de ti.
Tal vez jamás seas tú de mi
mas yo mi amor esperare.-

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...